El plazo medio de pago de las empresas del IBEX está en 169 días, triplicando el límite que marca la Ley con total impunidad, denuncia la PMcM

La Plataforma Multisectorial contra la Morosidad (PMcM) ha realizado un año más un exhaustivo y detallado análisis de los balances del sector no financiero del IBEX 35 y el resto del mercado continuo a partir de los datos publicados por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). En líneas generales, las conclusiones de la PMcM apuntan a que las empresas cotizadas pagaron en 2018 a sus proveedores en plazos superiores a los permitidos por el apartado 3 del Artículo 4 de Ley 3/2004, de 29 de diciembre, en virtud de la reforma introducida por la Ley 15/2010 de Lucha contra la Morosidad. La revisión de la PMcM detecta que las compañías del selectivo liquidaron sus facturas en un periodo medio de 169 días, casi el triple del plazo permitido (60 días).

El presidente de la PMcM, Antoni Cañete, denuncia que “muchas grandes empresas incumplen la ley y no se hace nada al respecto. Los grupos políticos deberían de dejar bien claro que la lucha antimorosidad será una prioridad en el próximo mandato convirtiéndose en una de las primeras propuestas que se pongan en marcha. Posiblemente, esta sea la medida más social que podríamos hacer, ya que salva muchas empresas de su cierre y evita la pérdida de multitud de puestos de trabajo”.

Los balances de la CNMV ponen de manifiesto que la morosidad de las compañías del selectivo alcanza los 60.409 millones de euros. En 2018 se apreció una cierta mejora del -7% en el plazo medio de pago de las empresas no financieras del IBEX, que disminuyeron en 13 días el tiempo de liquidaciones respecto al mismo periodo de 2017 y pasaron de 182 en 2017 a los 169 el año pasado. También se registró una mejora del -8% en el plazo medio de cobro de las empresas no financieras del IBEX.

Para Cañete, esta mejora es “testimonial”, ya que los plazos distan mucho de los 60 días establecidos legalmente. “La situación mejoraría de acometerse las medidas que hemos venido proponiendo desde la PMcM, sobre todo con la implantación de un régimen sancionador que multara a las empresas morosas, una herramienta de gran utilidad que en países como Reino Unido lo van a poner en marcha en breve”, explica.

En su opinión, “España necesita seguir ya el ejemplo de Reino Unido”. En este sentido, ha recordado a los grupos parlamentarios la necesidad de que en cuanto se forme Gobierno “se agilice” el trámite en el Congreso de la Proposición de Ley de Refuerzo de Lucha contra la Morosidad, y el consecuente régimen sancionador.

Morosidad de compañías cotizadas por sectores económicos

Los principales sectores de actividad de las compañías cotizadas (IBEX y el resto del mercado continuo) presentan una mejora general en los plazos medios de pago, aunque sus tiempos de liquidación siguen estando fuera de los límites que marca la Ley. En 2018, el plazo medio de pago de las sociedades cotizadas no financieras fue de 180 días, lo que ha supuesto un descenso del -6% sobre el plazo de 2017, que fue de 192. El sector que más disminuyó su tiempo de liquidación fue Energía, con un -10%, seguido de Construcción e Inmobiliario con -7%, y finalmente tanto el sector Industria como Comercio y Servicios con un -1%.

Los datos analizados revelan que el sector del Comercio y Servicios es el que registra una mayor demora en la liquidación de sus facturas. Sus plazos medios de pago llegaron a los 339 días en 2018, frente a 341 de 2017.
Al sector del Comercio y Servicios le sigue Construcción e Inmobiliario, con 267 días, 20 menos que en 2017; Industria, con 165, 2 días menos; y Energía, con 92, 10 días menos.

Estas cifras de pago a proveedores contrastan con las correspondientes a los cobros que estas mismas empresas realizan a sus respectivos clientes. En el caso de las empresas no financieras del IBEX, se sitúan en 57 días, un -8% menor si se comparan con los plazos de cobro de 2017 (62 días).

Por sectores de las empresas cotizadas (selectivo y el resto del mercado continuo), Construcción e Inmobiliario repite como ámbito económico que presenta unos periodos de cobro más largos. En 2018, las empresas de este ámbito cobraron sus facturas en 93 días, 20 menos que en 2017 (-18%). El plazo medio de cobro de las compañías del sector Comercio y Servicios del IBEX alcanzó los 58 días, seguido del industrial y del de Energía, sendos con 52 días.
“Estos datos evidencian que algunas de estas grandes compañías se financian, en cierta manera, a costa de sus propios proveedores, en su mayoría pymes y autónomos, vulnerando la ley a través del uso de su posición de dominio”, denuncia Cañete. “Esto provoca que nuestras empresas y autónomos pasen por una situación de desigualdad e inferioridad y, al mismo tiempo, que sean menos viables y competitivas que las empresas de los países de nuestro entorno. Solo con el futuro régimen sancionador erradicaremos esta lacra”, sentencia.

Gran montante de facturas que exceden los plazos legales

El análisis de la PMcM concluye que el alargamiento de los plazos medios de pago supone también un gran montante de facturas que se liquidan por encima de los límites de la Ley. En 2018, los balances de la CNMV ponen de manifiesto que las empresas del selectivo tenían en cartera más de 60.409 millones de euros sobrepasando los 60 días legales.
Si se tienen también en cuenta los datos agregados del resto del mercado continuo, el importe de las facturas en cartera por encima de los plazos que marca la Ley es de 78.827 millones de euros.

FENIE es miembro de: